Nuevo alboroto en los Mossos d'Esquadra. Las imágenes en vídeo de un coche patrulla de la policía catalana en marcha con música máquina a todo trapo se han filtrado en las redes sociales. En el interior del coche patrulla: dos agentes de Seguridad Ciudadana de la región policial de Girona.

Estas imágenes se pueden convertir de nuevo en un dolor de cabeza para los Mossos d'Esquadra, después de una semana que ya fueron noticia por la detención de un agente de la comisaría de Ciutat Vella por tráfico de drogas.

Los Mossos amonestaron a los dos policías

Los Mossos d'Esquadra han amonestado a los agentes, después de investigar los hechos y aclarar como se han hecho públicas las imágenes.

Evidentemente, el comportamiento de los dos agentes -que llevan mascarillas, hecho que confirma que las imágenes son recientes y durante la pandemia, aunque se han hecho públicas ahora- no se ajustan al protocolo que tienen que seguir los agentes de los Mossos d'Esquadra en el interior de un coche patrulla.

ElCaso.com ha podido confirmar que las imágenes se han grabado en una de las carreteras próximas a Castelló d'Empúries (Alt Empordà), tal como se puede ver en el cartel que, durante la movida ruta, aparece al arcén de la carretera. El día exacto de la grabación fue el 22 de marzo, según se ha podido saber ahora. En aquel momento, en pleno confinamiento, un agente envió el vídeo a un familiar y después este lo colgó en redes sociales.

La policía catalana abrió una investigación interna para aclarar los hechos. Con el testigo de los dos agentes y la versión que recogieron sus mandos, se amonestó verbalmente a los dos policías.

Una foto de Felipe VI colgado en una comisaría

No es la primera vez que los Mossos la lian en las redes sociales. El día que el rey de España, Felipe VI, visitó Barcelona, apareció una figura que emulaba al monarca, colgada en la carretera.

Agentes de Tráfico de los Mossos la trasladaron en el almacén de su unidad y allí un agente hizo una foto y la compartió en redes. En poco rato se viralizó. La policía catalana abrió una investigación por aclarar como se había filtrado la fotografía. Todavía no se ha hecho público si cazaron en el mosso-fotògraf.