Diego fallecía este martes a causa de las graves lesiones que le provocaron dos compañeros de clase. Este niño de 13 años recibió la paliza de un grupo de matones de su colegio en California el pasado 16 de septiembre y desde entonces había permanecido ingresado en un hospital del condado. Un vídeo grabado con el móvil por un testigo de la agresión muestra como la víctima es golpeada por uno de los chicos en la cara y en el costado de la cabeza. Tras uno de estos ataques, Diego perdía el equilibrio y caía hacia atrás golpeándose la cabeza contra un pilar de hormigón.

La muerte del niño de 13 años ha sacudido conciencias en la Landmark Middle School de Moreno Valley, en California. Según informa KTLA 5, dos alumnos del colegio han sido detenidos como presuntos autores de la fatal agresión que acabó con la vida del pequeño Diego y han sido puestos a disposición del Juvenile Hall del condado de Riverside, que los mantiene bajo custodia.

Violencia y acoso

En un mensaje publicado a través de Facebook, la Oficina del Sheriff de Moreno Valley anunciaba el fallecimiento del niño tras una semana de ingreso hospitalario: "El Departamento del Sheriff del Condado de Riverside se entristece por compartir que la víctima de 13 años de la Landmark Middle School fue declarada clínicamente muerta anoche como resultado de las heridas sufridas en el ataque del lunes 16 de septiembre de 2019".

niño muerto paliza compañeros clase

El incidente ha generado gran indignación entre los padres que llevan sus hijos al colegio en el que estudiaba Diego. Según el testimonio de varios compañeros de clase del pequeño, la violencia y el acoso son un problema continuo en la escuela: "Es realmente difícil porque hay tantas peleas aquí y no hacen nada al respecto", señalan los alumnos, que aseguran que el niño de 13 años había sido intimidado anteriormente, incluso a través de las redes sociales.