La noche de Sant Joan acabó, por cuatro jóvenes, en la capilla de la Piedad de Berga (Barcelona). Entraron quizás para pedir perdón por el delito que estaban a punto de cometer. Para ellos seguramente fue una gamberrada pero los Mossos los buscan como autores de un delito de hurto.

No tiene valor económico

Eran las 10 de la mañana del día de Sant Joan, el día siguiente de la verbena y del último día de Patum y cuatro jóvenes, tal como se puede ver en estas imágenes que ha difundido Mossos d'Esquadra, entran en la capilla y se llevan una figura religiosa.

Según ha podido saber ElCaso.com, la figura no tiene un alto valor económico pero sí histórico y la policía, a raíz de la denuncia que presentaron los responsables de la capilla, los están buscando. Con la difusión de las imágenes han pedido colaboración ciudadana para poder encontrar a los cuatro ladrones y recuperar la figura del cristo.

No sólo los vio Dios

El robo fue perpetrado en el interior de la capilla de la Piedad, una construcción austera por fuera pero que dentro tiene una decoración totalmente neoclásica y que está protegido como bien cultural de interés local. Poco se pensaban que además de Dios, también las cámaras de seguridad registrarían su robo.

PIEDAD 003

Imagen del cristo, cedida por los Mossos.

Quién pueda aportar pistas para resolver este robo se puede poner en contacto con los Mossos d'Esquadra en cualquier comisaría de la policía catalana o llamando al 112.