Las disputas de tráfico son habituales en las carreteras. Un intermitente mal puesto, un adelantamiento peligroso, etc. Lo que no es tan habitual, por suerte, es que acaben en graves accidentes.

Eso es lo que pasó entre Caldes de Montbui y Palau Solità i Plegamans, en el Vallès Oriental (Barcelona), cuando dos conductores, que se estaban peleando con los coches, provocaron un accidente al salir de una rotonda.

El autocar puede frenar

Los dos coches, tal como se ve en las imágenes, hacía rato que se estaban provocando entre ellos conduciendo de forma temeraria. Finalmente uno de ellos pierde el control y acaba chocando contra el otro vehículo, provocando que los dos coches invadan el carril contrario.

El accidente podía haber acabado mucho peor. Suerte que el autocar que venía de cara tubo tiempo de frenar y evitó impactar contra los coches. Aunque no se tienen que lamentar heridos, el accidente hubiera podido acabar fatal.