Los Mossos d'Esquadra han cargado contra un grupo de unos quince activistas del barrio de Sants de Barcelona que estaban participando en una protesta por un desalojo en la calle Olzinelles.

Aunque la presión vecinal ha frenado el desahucio judicial, cuando ya se había anunciado, por causas que todavía no se han podido aclarar, se ha iniciado una reyerta entre los agentes del ARRO de los Mossos y el grupo de manifestantes.

Tal como se puede ver en los vídeos del enfrentamiento, los agentes antidisturbios de la policía catalana utilizan las defensas para dispersar a los concentrados. En un momento de las imágenes se ve cómo agentes del ARRO salen de la furgoneta y también cargan contra los activistas. Durante los incidentes, una mujer ha sufrido un ataque de ansiedad y ha sido atendida por el Sistema de Emergencias Médicas (SEM).

Más allá de los golpes de defensa, no constan heridos graves en este nuevo enfrentamiento entre la policía y los movimientos sociales de la ciudad de Barcelona.

Desalojo de Ka La Kastanya en Gracia

Ayer en el barrio de Gracia un grupo de unas 200 personas protestaron contra el desalojo de Ka La Kastanya, un bloque de la calle de Sant Salvador. La marcha arrancó a las siete de la tarde desde el metro de Fontana y vivió momentos de tensión con enfrentamientos con los Mossos d'Esquadra.

Dos de los manifestantes quedaron detenidos. Uno por atentado contra agentes de la autoridad y el otro por haber tirado una piedra contra una oficina de La Caixa. Quince manifestantes más fueron denunciados por atentado y dos agentes de los Mossos resultaron heridos.