El padre de un menor de 12 años ha encontrado el cuerpo sin vida de su hijo en el suelo de su habitación al regresar a casa en la tarde del pasado lunes. Todo aparenta que fue un suicidio. Por eso, el Juzgado de Instrucción número 7 de Valencia investiga si el pequeño era víctima de algún tipo de acoso en su entorno.

Se investiga si el pequeño era víctima de algún tipo de acoso en su entorno

 

Según Levante-EMV, el menor estudiaba sexto de primaria en una escuela pública de Valencia. Se quedó solo en casa y, al regresar el padre, lo encontró en el suelo. Pidió ayuda a un vecino y trataron de reanimarlo. El equipo de urgencias le aplicó maniobras de reanimación durante más de una hora, pero no lograron resucitarlo y murió a las nueve de la noche.

El informe preliminar de la autopsia ha confirmado que el menor murió como consecuencia de una asfixia mecánica. En su dormitorio, se han encontrado elementos que refuerzan la teoría de que se quitó la vida voluntariamente, aunque podría haberse tratado de un accidente, también.