Una chica que estaba con sus amigos en la Alameda de Hércules de Sevilla, tras acabar su jornada laboral, ha sido víctima de un secuestro.

La policía detuvo a los raptores en pocos minutos

Los hechos ocurrieron el 28 de agosto. Diversas personas, que estaban en un coche estacionado cerca de donde estaba la joven, la llamaron. Al cercarse a la ventanilla, uno de los ocupantes del vehículo abrió la puerta y a la fuerza introdujo a la víctima a pesar de que ofreció una tenaz resistencia. Tras el forcejeo, el vehículo huyó a toda velocidad, aunque después de circular unos 200 metros colisionó con los turismos estacionados. Ante el forcejeo y resistencia de la víctima, los raptores desistieron de su pretensión y se dieron a la fuga mientras la joven huía del vehículo corriendo.

Ingreso en prisión

La policía detuvo en pocos minutos a las tres personas de nacionalidad francesa, portuguesa y argelina gracias a la colaboración de los testigos y a la rápida intervención policial. Ahora el juzgado ha decretado su ingreso en prisión. Se les imputan los delitos de detención ilegal, lesiones, contra la seguridad vial y daños.

A los detenidos les consta un amplio historial de antecedentes en suelo francés que incluyen varios delitos contra las personas, robos, así como múltiples delitos por tráfico de drogas y grupo criminal.