Un escape de etileno ha obligado este jueves por la tarde a cortar la autopista AP-7. El incidente se ha producido poco antes de las cinco de la tarde y ha obligado a cortar la autopista en los dos sentidos de la marcha entre Vilafranca del Penedès y El Vendrell, en Barcelona.

El escape se ha producido en una cañería de alta presión que va paralela a la autopista, concretamente en el punto kilométrico 202, a la altura de Santa Margarida i els Monjos. El incidente también ha obligado a cortar la carretera N-340 en esta población.

La autopista AP-7 ha quedado abierta en sentido norte pocos minutos después de las siete de la tarde, así como la N-340, aunque las retenciones han continuado.

Los Bomberos de la Generalitat, que han enviado cuatro dotaciones, han establecido un perímetro de seguridad de 200 metros y han evacuado el polígono industrial Casa Nova de Santa Margarida i els Monjos durante unas horas. Protección Civil ha activado el plan de emergencia PLASEQCAT.

Una máquina agrícola habría agujereado la cañería

Por ahora se desconocen las causas del incidente, pero todo apunta que una máquina agrícola que trabajaba cerca de la autopista habría agujereado la cañería, que discurre entre las instalaciones de la empresa Inovyn en Martorell hasta la petroquímica de Repsol en la Pobla de Mafumet (Tarragona).

El etileno no es un producto tóxico, pero sí que es inflamable. Por eso, una vez minimizado el escape, se ha decidido quemar de forma segura el producto que había dentro de la cañería desde sus dos extremos. También se ha enviado al lugar de la fuga una antorcha de seguridad para quemar el producto que se ha escapado.

Sin heridos

El incidente ha obligado a desviar todos los vehículos en los dos sentidos de la marcha en la AP-7: concretamente, la vía está cortada entre las salidas 30 y 31 y ha provocado colas kilométricas tanto en dirección Barcelona como en sentido Tarragona.

El escape, afortunadamente, no ha provocado heridos.