Un hombre de 35 años ha sido detenido por acuchillar a sus seis hijos y prenderle fuego a la casa familiar en Cuauhtémoc (Ciudad de Méjico). Los hechos tuvieron lugar la noche del martes, cuando el padre atacó a los menores de entre 7 y 12 años, los encerró en la vivienda y provocó un incendio en el domicilio para que murieran calcinados. A causa del incidente, una de las pequeñas de 12 años falleció y los otros cinco hijos continúan ingresados en el hospital. Las primeras hipótesis de los investigadores apuntan a que el arrestado habría actuado por despecho, ya que días antes había terminado la relación con su esposa.

Gritos

El aviso se produjo minutos antes de las nueve de la noche (hora local) en un domicilio situado en la calle Oriente 67 de la localidad de Cuauhtémoc. Jorge Villafuerte apuñalaba a sus seis hijos y los dejaba heridos y encerrados en la casa familiar, a la que había prendido fuego. Alertados por los gritos de los menores, varios vecinos alertaron a las autoridades y comenzaron a organizarse para tratar de apagar las llamas. Los servicios de emergencias acudieron al lugar y se encontraron con el padre en la terraza amenazando con suicidarse, informa Crónica. Los niños -que presentaban heridas de diversa consideración- habían conseguido salir de la casa y estaban siendo atendidos en la calle.

La policía consiguió reducir y detener a Villafuerte en la terraza del domicilio y lo trasladó al hospital de Polanco, ya que presentaba lesiones causadas al parecer por él mismo. Los menores fueron derivados de urgencia a diferentes centros médicos, donde todavía siguen ingresados recuperándose. Uno de los pequeños -una niña de 12 años- falleció en el hospital a causa de las graves heridas, apunta el mismo medio. La policía sospecha que el arrestado actuó movido por el despecho, ya que días antes de los hechos había terminado la relación con su esposa.