Un niño de 11 años ha muerto tras sufrir un infarto tan solo unas horas después de haber recibido un golpe en el pecho en una pelea en su colegio. Los hechos ocurrieron el viernes en la localidad argentina de Zárate.

El niño murió pocas horas después de la pelea que tuvo en el colegio

Después de la pelea, el pequeño volvió a casa con normalidad y le contó a su madre que se encontraba mal, mareado, y que le había sangrado la nariz. Poco después, disminuyeron sus dolores y su madre le dejó ir a jugar con su vecina. Tan solo unas horas después, el niño tuvo que ser trasladado al hospital debido a una fuerte hemorragia en la boca y en la nariz. Una vez ingresado, sufrió un infarto que le provocó la muerte. 

En un par de semanas se conocerán los resultados de la autopsia que explicarán las causas reales del fallecimiento. También se investiga por qué la escuela no comunicó lo ocurrido.

Precisamente, fue la madre después de la muerte de su hijo, que preguntó en el colegio si había sucedido algo extraño y allí descubrió que su hijo había participado en una pelea y que se había llevado un fuerte golpe en el pecho. La mujer ha lamentado que no le informaran de los hechos antes, ya que hubiese llevado al menor al hospital de inmediato.