Una mujer de 36 años ha muerto intoxicada después de haber inhalado grandes cantidades de monóxido de carbono en el interior de un domicilio.

Los hechos han pasado este domingo en torno a las 14.40 horas a Santiago de la Ribera (Murcia). La mujer y su pareja habían encendido una barbacoa dentro de casa.

Una fiesta

Dentro de la casa estaba, aparte de la mujer, su pareja de 42 años y 11 niños de entre 10 y 11 años. Fuentes de la investigación apuntan a que podría tratarse de una celebración.

Ningún niño ha resultado herido ni ha sufrido intoxicación por el gas, aunque cuando las autoridades han llegado al lugar de los hechos han solicitado atención psicológica porque los menores han visto cómo la mujer moría y su pareja quedaba inconsciente.

Ella muerta y él en coma

Cuando han llegado los servicios de emergencias, han encontrado a la mujer muerta y a su pareja inconsciente. El hombre ha sido trasladado en coma al hospital Los Arcos del Mar Menor de San Javier, donde está ingresado a la Unidad de Cuidados Intensivos (UCI).

Gran despliegue

Hasta el lugar se han desplazado a patrullas de la Policía Local y de la Guardia Civil. También han ido ambulancias con personal sanitario del Servicio de Emergencias del Ayuntamiento de San Javier y de la Gerencia de Urgencias y Emergencias Sanitarias 061.