Los Mossos d'Esquadra han denunciado penalmente a un joven de 28 años, de nacionalidad española y vecino de Lleida, por circular en moto a 180 kilómetros por hora por la C-12 al kilómetro 165,5, dentro del término municipal de Menàrguens (Lleida). La vía en cuestión tiene la velocidad limitada a 90, y además la policía pudo comprobar que el infractor disponía de otros permisos de conducir pero no para llevar la motocicleta de alta cilindrada con qué circulaba.

Por este motivo se lo ha denunciado por un delito contra la seguridad del tráfico y otro por conducir un vehículo con un permiso de conducir que no lo habilita. El denunciado tendrá que comparecer ante el juzgado de instrucción en funciones de guardia de Lleida cuando sea requerido.

Los Mossos lo buscaron y lo pudieron cazar

El velocímetro detectó al motorista lunes pasado, cuando faltaban cinco minutos para las doce y media de la tarde. Inicialmente no se pudo parar la motocicleta con el fin de identificar el conductor. El Grupo de Búsqueda Documental (GRD) del Área Regional de Tráfico se hizo cargo de las gestiones de identificación, que concluyeron ayer miércoles con la denuncia penal del conductor.