Se llamaba Rey, vivía en Almenar (Lleida) y tenía 14 años. Vaya, que, tratándose de un perro, ya era todo un veterano. Murió el viernes. No por su edad sino de un tiro en la cabeza efectuado con una escopeta de perdigones. Así lo lo han denunciado sus propietarios.

Perro Rey

Los amos de Rey recibieron diversas amenazas

Amenazas por los ladridos

Los hechos sucedieron el viernes pasado. No sé sabe exactamente la hora. Pero fue cuando los propietarios volvieron a casa que se encontraron a Rey muerto de un tiro de perdigón en la cabeza. Habían recibido reiterativas amenazas por los ladridos de Rey.

Los principales sospechosos

Los amos avisaron a los Mossos d'Esquadra. Cuando la policía se presentó habló con varios vecinos de la zona, identificando dos de los inquilinos de la casa del lado, principales sospechosos de la muerte del perro.

Perro Rey muerto

El perro Rey muerto de un tiro a la cabeza

No hay derecho

"Era un perro muy viejo, no hay derecho que haya acabado así. Que molestaran los ladridos no es excusa para matar a tiros un animal", han declarado los amos de Rey al diario Segre. Aunque ya han avisado de que será muy difícil aclarar el caso, los Mossos siguen con las investigaciones al haber sido interpuesta una denuncia por maltrato animal.