La Guardia Civil de Navarra ha detenido a un hombre de 47 años, vecino de Castejón (Navarra) por un presunto delito de maltrato animal. El hombre ha sido identificado y localizado después de que unas cámaras de vigilancia lo grabaran matando al animal.

Muerto de un tiro de escopeta

El personal de seguridad de una empresa alertó a los agentes de la Guardia Civil cuando vieron por las cámaras de seguridad cómo un hombre bajaba de una furgoneta con un perro, le pegaba un tiro y después lo arrojaba al río Ebro arrastrándolo por una de las patas.

Todavía no se ha encontrado el cuerpo del perro

El Seprona llevó a cabo una investigación sobre el caso y, el mismo día de los hechos, intentó localizar el cuerpo del perro sin éxito. En la zona donde pasó todo sí que se pudieron recuperar el cartucho de una escopeta y restos de la sangre del animal.

Al día siguiente el Grupo Especial de Actividades Subacuáticas (GEAS) ayudó en la búsqueda del perro, aunque tampoco pudieron encontrarlo. Aun así, se pudo localizar el autor de los hechos gracias a las imágenes de una cámara de seguridad y a la colaboración ciudadana.