Se han encontrado restos de huesos humanos y objetos personales en el vertedero de Zaldibar (Vizcaya), donde se produjo un accidente laboral que dejó a dos trabajadores desaparecidos.

Así pues, la hipótesis más clara es que estos objetos y huesos podrían pertenecer a Alberto Sololuze, uno de los desaparecidos.

Terrible accidente

Alberto Sololuze y Joaquín Beltrán hace desde el 6 de febrero que están desaparecidos, ya que cuando se produjo el terrible accidente, estaban trabajando en el vertedero y todo apunta que sus cuerpos sin vida están soterrados.

Vertedero / Twitter: @Troposfera

El vertedero de Zaldibar provocó un gran desastre medioambiental, además de la supuesta muerte de dos de sus trabajadores / Twitter: @Troposfera

Pruebas de ADN

El domingo, después de buscar a más de 250.000 metros cúbicos, encontraron un hueso, concretamente una tibia envuelta en una tela i,el lunes, localizaron más restos óseos que, aparentemente, pertenecen a un cadáver.

Además, también encontraron una cámara de fotos, un reloj, unas gafas de sol y una cadena que, supuestamente, pertenecen a Sololuze, aunque todavía se tienen que hacer las pruebas de ADN que lo corroboren.

Manifestación / Twitter: @naiz_info

La desaparición de Alberto Sololuze y Joaquín Beltrán ha provocado una gran indignación en el País Vasco / Twitter: @naiz_info

No obstante, todo apunta que se trata del cuerpo de Alberto Sololuze, ya los huesos se han localizado en el lugar donde estaba él en el momento del accidente.

A finales de semana se sabrán los resultados de la prueba y los restos de los huesos "serán perfectamente identificados, ya que los restos de ADN no se borran en seis meses", según explica el forense Paco Etxeberria.

Trabajadores desaparecidos

Hace más de seis meses que se está trabajando para localizar los cuerpos de los dos trabajadores desaparecidos.

De hecho, se marcaron cuatro zonas de búsqueda y ya están en la última, que es donde podrían estar los dos trabajadores. Así y todo, todavía les queda mucho por rastrear y localizar el cuerpo del otro desaparecido, Joaquín Beltrán.