El cadáver de un chico joven ha aparecido este viernes con varios impactos de bala al municipio de Miengo, Cantabria. El hallazgo del cuerpo lo ha hecho una patrulla de la Guardia Civil.

Los hechos han pasado en torno a las 7:50 horas, en un portal de la calle La Capa del municipio cántabro. Los agentes han dado voz de alarma a la policía judicial, que se ha hecho cargo de la investigación.

Mutilado y tiroteado

Según han explicado fuentes próximas al caso, el cadáver del joven presentaba dos impactos de bala y le han amputado un dedo de la mano, adelanta el Diario de Cantabria.

La zona se ha acordonado, y no ha trascendido ni la identidad de la víctima ni tampoco su edad concreta. Ahora la Policía Local está investigando los hechos con el fin de aclarar los cuales ha pasado.