Una mujer que acababa de hacer la compra ha sido perseguida por más de cincuenta palomas hambrientas por culpa del coronavirus. Los hechos pasaron este jueves en Benidorm, en la provincia de Alicante.

Calles completamente vacías

Tal como se puede ver en el vídeo, que ha compartido el popular youtuber Josemicod5, las palomas empiezan a perseguir a una mujer que acababa de hacer la compra con la esperanza de conseguir un poco de comida, según informa DonFelixSPM.

El confinamiento está provocando que las calles de las grandes ciudades estén completamente vacías y, esto, está repercutiendo negativamente en algunos animales como las palomas, que viven de la comida que les da a la gente, a pesar de que hacerlo es ilegal.

Impacto negativo

La cuarentena está teniendo un impacto muy negativo para los animales que viven en la ciudad. De hecho, las palomas no son los únicos animales afectados: los jabalíes han bajado hasta la Avenida Diagonal de Barcelona en busca de comida.