Manisha Bharade, propietaria de una tienda, fue detenida después de que cuatro niños de 10 a 11 años sufrieran quemaduras provocadas por un aerosol casero desinfectante que vendió en su establecimiento.

Uno de los niños sufrió graves quemaduras y tuvo que ser hospitalizado.

Mujer que fabricó el desinfectante en casa

Manisha Bharade, mujer que fabricó el desinfectante en casa / Bergen County Prosecutor's Office / AP

Este lunes la Policía de River Vale, en Nueva Jersey, supo de la grave situación este lunes por las redes sociales porque se publicaron unas imágenes de las lesiones de manos y brazos de un niño.

De momento se desconoce el origen del producto, pero se sospecha que lo fabricaron en la misma tienda.

Acusada de prácticas engañosas

La propietaria del establecimiento ha sido acusada de prácticas comerciales engañosas que pusieron en peligro el bienestar de menores de 10 a 11 años.

Bharade aprovechó un momento de preocupación colectiva en su país por coronavirus, ahora mismo en los Estados Unidos se han registrado 1.215 casos positivos y 35 víctimas mortales.

"Si intentan aprovecharse de nuestros residentes durante una emergencia de salud pública, los haremos responsables"

Los agentes precintaron los desinfectantes que quedaban por vender en la tienda, se cree que hay un total de 10 botellas, las autoridades han alertado que los vecinos no utilicen este producto.

La policía ha abierto una investigación porque la primera hipótesis es que el producto se hizo en la tienda, pero no creen que se hiciera con una finalidad maliciosa.

El Fiscal General de Nueva Jersey señala que los comerciantes que intenten explotar a otros tendrán consecuencias "civiles y criminales": "Si intentan aprovecharse de nuestros residentes durante una emergencia de salud pública, los haremos responsables".