Hasta ahora mucha gente creía que la Covid-19 sólo era dura con las personas mayores o gente con problemas respiratorios, pero todo parece indicar que no. Es el caso de este joven madrileño, Eduardo Hernández, que está ingresado infectado de coroanvirus con neumonía en el hospital Universitario Gregorio Marañon de Madrid.

En un mensaje grabado desde el hospital y que ha publicado El Mundo el joven explica que "tengo 36 años y buena salud, hago crossfit, estoy ingresado con neumonía y te aviso: alerta con el virus, es grave". Con estas contundentes palabras asegura que a pesar de ser "un caso extraño" se confirma que este virus no sólo provoca enfermedad a las personas mayores o con problemas anteriores.

"Nunca me pongo enfermo"

"No fumo, no bebo y nunca me pongo enfermo", asegura, para explicar que está ingresado en el hospital madrileño desde hace días, enfermo con coronavirus.

"Tenemos que avisar a la gente joven, que nos creemos invencibles delante del coronavirus, de que también podemos caer enfermos", apunta el joven, desde el hospital mismo, donde intenta superar la neumonía.

Más casos de jóvenes sanos en el UCI

El caso de Eduardo no es el único. Ayer se confirmó que después de diez días ingresado, Pedro, un agente de la Guardia Civil de 37 años, murió por coronavirus también en Madrid.

También ayer, Michael J. Ryan, director ejecutivo de la Organización Mundial de la Salud (OMS) ofrecía una versión nueva de todo: "Tenemos que ser muy cuidadosos con la idea de que este virus sólo mata a las personas mayores. Es cierto que la gente joven es menos propensa a desarrollar una enfermedad grave, pero también hay un número significativo de jóvenes que han muerto".

Las razones que pueden desembocar con la muerte de gente joven por culpa del Covid-19 pueden ser muchas: desde que la infección se produzca con una alta carga vírica, que sean propensos genéticamente a problemas respiratorios o que patologías desconocidas en el enfermo se desarrollen con la llegada del coronavirus.

Cada día más muertos en España

Los últimos datos hechos públicos por el Ministerio de Sanidad español han confirmado que se ha superado la barrera de los 700 muertos en España por culpa del coronavirus. En total, en todo el país hay más de 17.000 casos detectados, aunque en muchos puntos no se están haciendo pruebas, hecho que elevaría los contagios a datos mucho más altos