El FBI ha detenido Katrina Aliff, una estadounidense de 23 años, por haber engañado mediante una aplicación de móvil y haber abusado sexualmente de una niña de 12 años en Carolina del Sur (EE.UU.).

Los hechos pasaron el 8 de septiembre. Los agentes del FBI encontraron a Aliff en la cama con una niña, de solo 12 ños, y que en ese momento estaba desnuda. La detenida y la menor se conocieron por una aplicación, y la mujer la llevó desde Minnesota hasta Carolina del Sur, donde abusó de ella.

Se conocieron por una app

Aliff, que trabajaba entrenando perros, conoció a la niña el pasado marzo, mediante la aplicación social Amino. Esta app sirve para crear comunidades de usuarios, que tienen intereses comunes, y chatear entre ellos.

Además, también utilizaban Discord, una plataforma dedicada a comunidades de videojuegos; y se enviaban mensajes de texto.

Su relación se volvió íntima

Según el Daily Mail, hacia el mes de mayo la relación entre las dos se volvió íntima. Fue entonces cuando el padre de la niña encontró sus conversaciones, y le quitó el teléfono.

No obstante, la niña siguió hablando con Aliff por una tableta. Las dos hicieron planes para que la mujer recogiera a la menor en su casa, en South Saint Paul (Minnesota), y la llevara a su apartamento en Greenville (Carolina del Sur).

Un viaje de más de 16 horas

El 7 de septiembre, la detenida condujo durante más de 16 horas y recogió a la niña en su casa, para ir las dos a Greenville. Según el FBI, Aliff, con la ayuda de la menor, destruyó su teléfono, mojándolo en una taza de café, para que la policía no pudiera rastrear su ubicación, informa The State.

Una vez en el apartamento, Aliff presuntamente presentó a la niña a su compañera de piso como una amiga. Cuando la compañera se fue, la detenida y la menor bebieron cerveza y se bañaron juntas. Fue entonces cuando, según las autoridades, la mujer abusó sexualmente de la niña.

Encontraron a la menor desnuda en la cama

Al día siguiente, la policía se presentó en casa de la mujer y encontró a la menor desnuda en la cama. Las autoridades detuvieron Aliff por un delito de abusos sexuales.

La mujer se encuentra en la prisión federal Metropolitan Correctional Center de Nova York. Un juez ha ordenado una evaluación del estado de su salud mental.