La Policía Nacional continúa las tareas de búsqueda de Celia Cavia, la niña de 14 años desaparecida el jueves en Santander y trabaja con la principal hipótesis que la niña podría haber caído al mar.

Por cuarto día consecutivo se mantiene el operativo de búsqueda de la Celia, que fue vista por última vez sobre las 14.15 horas del jueves, después de salir del instituto José María Pereda de Santander. La única pista que tienen es la mochila de la niña que encontraron en el parque de Mataleñas.

En la búsqueda de la menor participan dotaciones de tierra y aire, concretamente un helicóptero de Protección Civil y drones, ya que las malas condiciones del tiempo impiden, de momento, trabajar con un dispositivo especial en el mar. Cuando mejore el tiempo se incorporarán al operativo medios marítimos y submarinistas.

Celia Cavia, de 14 años, es alta, rubia y tiene los ojos azules. Su desaparición se denunció el jueves después de que la menor se marchara del instituto donde estudiaba porque se encontraba mal. Cuando desapareció llevaba un abrigo gris con pelo en la capucha.

Las tareas de investigación se iniciaron en el parque de Mataleñas, situado al lado del mar, que es donde se encontró la mochila. Es por ello que la principal hipótesis con la que se trabaja es que Celia podría haber caído al mar, aunque no se descarta ninguna otra posibilidad.