Una chica que formaba parte de la acampada de plaza Universitat de Barcelona -activa desde hace un par de semanas, liderada por varias organizaciones juveniles de la izquierda independentista- denunció la semana pasada que había sido víctima de una presunta agresión sexual en una de las tiendas, según han confirmado fuentes de la organización de la protesta.

Parece que los hechos tuvieron lugar la madrugada del miércoles al jueves, y la joven lo explicó en el llamado Punto Lila instalado en el lugar por los mismos manifestantes.

Después abandonó la protesta, han afirmado las mismas fuentes. Desde la acampada se ha condenado este hecho y cualquier tipo de comportamiento machista.

Mossos recopila información sobre el caso

De momento no ha trascendido si la víctima ha puesto los hechos en conocimiento de los Mossos d'Esquadra que, a preguntas periodísticas, han indicado que están recopilando información sobre la cuestión.