Desde el 25 de mayo de 2018, la Agencia Española de Protección de Datos ha recibido 966 notificaciones de brechas de seguridad.

El 44% de las notificaciones fueron por hacking, malware o phishing. El análisis de los incidentes de seguridad apunta que el 31% de estos se deben a la pérdida o robo de dispositivos o documentación.

En 2018 se han dictado 907 sanciones en forma económica, infracción o advertencia.