Con el calor, vuelve el tiempo de bañarse. Pero id alerta, sobre todo a las piscinas, que es donde se producen muchos de los ahogos mortales de niños y niñas.

Recomendaciones

En 2017 murieron cinco menores de 4 años ahogados. Todos los accidentes tuvieron lugar en piscinas. Según la Real Federación Española de Salvamento y Socorrismo es por la falsa sensación de seguridad en estos recintos.

Para evitarlo puedes:

  • Vigilar los niños y niñas en todo momento, estén dentro o fuera del agua.

  • Mirar cuál es la profundidad de la piscina, para que los más pequeños estén en la parte menos honda, pero si quieren saltar lo hagan en la zona con más profundidad.

  • Estar alerta con los inflables. Algunos pueden provocar ahogamientos muy rápidos si vuelcan.

  • Cercar la piscina si se trata de un recinto privado o particular.

También tenemos que tener en cuenta que en las piscinas se pueden producir otros incidentes como insolaciones.